San Josemaría Escrivá
Favores obtenidos por la intercesión del fundador del Opus Dei

Gracias, san Josemaría

A.R., Francia

23 de marzo de 2015

Tras muchos meses en paro agradezco infinitamente a san Josemaria su intercesión para que mi marido encontrase un trabajo que le viene como anillo al dedo.

Aumento del alquiler

J., Francia

18 de marzo de 2015

El alquiler de mi casa no hacía más que subir. Me informé y varios abogados me dijeron que la ley estaba a mi favor. Sin embargo, yo recurrí ante todo a san Josemaría, y el asunto se arregló inmediatamente sin necesidad de argumentos jurídicos.

Un nuevo trabajo

A.M., Italia

18 de marzo de 2015

Un mes antes de casarme, me echaron de la empresa en la que había estado trabajando durante varios años. Recé con mucha fe al Señor, a la Virgen y a san Josemaría para que me dieran fuerzas para afrontar el difícil momento que estaba viviendo y para que me ayudaran a encontrar un nuevo trabajo. Después de 20 días, tengo un nuevo trabajo. Rezad con el corazón y con confianza y nunca seréis abandonados.

Al tercer día de la novena

L., Colombia

9 de marzo de 2015

Doy gracias a san Josemaría por el favor que me concedió de conservar mi trabajo como docente. Recé la novena el miércoles de la semana pasada y después de tres días me llamaron para darme la buena noticia. Estaban haciendo recortes de personal debido a la reducción del presupuesto y estaba preocupada de perder mi puesto. Le di una copia de la novena a una amiga mía ya que su hijo en este momento no tiene empleo pero sé que con fe, va a conseguir uno. Muchísimas gracias san Josemaría Escrivá por los favores concedidos.

Una hermana con neumonía

C., Argentina

9 de marzo de 2015

Agradezco a san Josemaría que salvara a mi hermana. Al poco tiempo de nacer, tuvo neumonía y los médicos dijeron que sólo un milagro podría salvarla. Mi madre rezó a san Josemaría. Al día siguiente, fue al hospital y mi hermana estaba totalmente recuperada. Gracias, guía a mi familia siempre por el buen camino.

Me acercaba a los 60 años

J. K., Chile

4 de marzo de 2015

. Gracias a san Josemaría hoy tengo un negocio próspero. En 2008 encontré por primera vez la imagen de san Josemaría y comencé a orar y a pedir, a través de su intercesión, que Dios me ayudara a encontrar un negocio que me permitiera subsistir. Me acercaba a los 60 años y la vida se me hacía cada vez más difícil en el aspecto económico.

[continuar leyendo...]

En el sexto día de la novena

M., Isla Mauricio

4 de marzo de 2015

Le doy infinitas gracias a san Josemaría por haber intercedido por mí ante Nuestro Señor. Al sexto día de la novena obtuve el puesto de trabajo que esperaba desde hacía mucho tiempo y que ya daba por perdido. Gracias, san Josemaría por todo. Te pido que sigas siempre a mi lado y al lado de mi familia.

Un favor detrás de otro

C., España

25 de febrero de 2015

Siempre vi con malos ojos a san Josemaría. Mi novio, gran devoto de san Josemaría me aconsejaba rezarle, conocerle y quererle. Y asombrosamente así fue. El primer favor que le pedí concienzudamente fue que mi madre encontrase trabajo y hoy en día tiene una tienda de su propiedad, que marcha de manera excelente. El segundo favor, fue que yo entrase a la facultad de medicina (cosa que he intentado durante cuatro años). Soy enfermera y justo al acabar esta primera carrera hice de nuevo el examen de acceso a la universidad. Tuve una buena nota, similar a las que había sacado antes, y pedía a san Josemaría el favor de entrar en la facultad de medicina. En julio me comunicaron que me habían admitido en una universidad diferente a la de mi ciudad, pero no me importó. La nota había bajado milagrosamente y nadie pensaba que iba a quedar así. Sé que intercedió directamente en esta causa y sé también que quiso que terminara de estudiar enfermería.

[continuar leyendo...]

Un milagro el 9 de enero

R. D. G., Filipinas

23 de febrero de 2015

He decidido poner por escrito todo lo que me pasó el 9 de enero de 2014 y compartirlo con todo el mundo, para dar esperanza y animar a la gente a ser fuertes en la fe.

[continuar leyendo...]

Una respuesta positiva precisamente el noveno día

G., Francia

18 de febrero de 2015

Me gustaría contar un favor recibido después de mi oración a san Josemaría. Estaba en el paro desde hacía seis meses, y después de varios intentos fallidos para encontrar empleo, le recé a san Josemaría a través de la Novena del trabajo. Las gestiones que había hecho para conseguir un puesto de trabajo que me interesaba mucho se aceleraron y al cabo de nueve días me dieron una respuesta positiva. Muchas gracias, san Josemaría.

Más tiempo con la familia

M. S., Canadá

16 de febrero de 2015

Ni siquiera acabé la novena a san Josemaría pidiendo que mi marido consiguiera un trabajo más cerca del domicilio familiar, cuando ya nos concedió el favor que le supliqué. Doy gracias porque mi marido no tendrá que emplear tanto tiempo en el viaje de camino al trabajo, y tendrá más tiempo para estar con la familia. Como siempre, san Josemaría sigue cuidando de nuestra familia numerosa.

Novena del trabajo

M., Italia.

11 de febrero de 2015

Quería hacerles saber que hace algunos meses he encontrado en Internet la Novena del trabajo y desde ese momento he comenzado a rezarla. Los motivos por los que pedía eran: hacer mejor mi deber y pedir al Señor que, si era posible, me diese un trabajo en el que pudiera estar más a gusto y desarrollar mejor mis capacidades. Soy ingeniero mecánico, mirando atrás veo que he sido bendecido por Dios de muchas maneras y, entre otras cosas, nunca me ha faltado trabajo. Trabajaba como diseñador mecánico, un puesto en el que he aprendido acerca del funcionamiento de las máquinas, pero no me sentía plenamente realizado. Durante meses he recitado la oración de la novena de forma bastante desordenada, pero meditándola a menudo. En este último mes, después de una solicitud a la dirección técnica que había sido rechazada, se me informó de que podría comenzar a trabajar en el departamento comercial. De las casi cuarenta personas que trabajaban en mi departamento, sólo a mí se me ha dado esta posibilidad. Ahora, estoy mucho más satisfecho de mi trabajo, llego a casa más sereno, aunque trabajo más, y puedo atender mejor a mi mujer, mientras nos preparamos para la llegada de nuestro primer hijo. Considero un gran favor lo que me ha sucedido en el trabajo porque, aunque no se tratase de una situación de imperiosa necesidad, ha sido una caricia de Dios en mi vida y le doy muchas gracias también a la Virgen y a los santos que he invocado, entre los que se encuentra san Josemaría. Sus reflexiones de la novena son para mí muy importantes para dar la justa dimensión y dirección a mi trabajo cotidiano. ¡Que Dios os bendiga a todos, gracias por lo que hacéis!

La curación de mi brazo

Brasil

9 de febrero de 2015

Me gustaría agradecer a san Josemaría por el favor recibido. Le pedí que me curase el brazo, que necesitaba una operación. Gracias a su intercesión no hizo falta la cirugía. Se lo agradezco a Jesús por intercesión de san Josemaría.

Le pidieron que comenzara a trabajar enseguida

E. U., Reino Unido

4 de febrero de 2015

En el mes de marzo estábamos contentísimos con la llegada de nuestro segundo hijo. En julio, le comunicaron a mi marido que iban a suprimir su puesto de trabajo, así que se quedaría en el paro. Le avisaron un mes antes de la fecha del despido. Nos quedamos destrozados, yo estaba de baja por maternidad, y si mi marido no conseguía enseguida un nuevo trabajo, íbamos a tener problemas financieros. Inmediatamente comenzamos la Novena del trabajo a san Josemaría, con la promesa de que cuando llegase el trabajo hablaríamos de la gracia y misericordia infinitas de Dios a través de la intercesión de san Josemaría. Rezamos la novena varias veces. Tuvo entrevistas, pero sin resultados positivos. Se le acabó el plazo y quedó en el paro a finales de agosto. Yo sólo recibía la ayuda económica establecida por ley para la baja de maternidad, así que solicité en la oficina donde trabajo poder volver a trabajar antes de lo habitual, para tener más ingresos en casa. A finales de septiembre, en el quinto día de una de nuestras novenas, mi marido tuvo una entrevista. El puesto se encontraba en un buen lugar y el sueldo era excelente. La entrevista fue muy bien y le dijeron que se pondrían en contacto con él después de un par de entrevistas más. El octavo día de la novena, le ofrecieron el trabajo, pidiéndole que aceptara y comenzara a trabajar casi enseguida. Afortunadamente todavía no se habían tramitado mis documentos para la vuelta anticipada al trabajo, y pude anular la solicitud. Mi marido comenzó su nuevo trabajo el 6 de octubre, y disfruta con los nuevos retos y oportunidades. Estamos agradecidos a Dios por la intercesión de este gran santo, y le pedimos nuevos favores y por la paz mundial.

El milagro de un viaje

O. O., Nigeria

4 de febrero de 2015

Recé a san Josemaria pidiendole poder viajar al Reino Unido para el acto académico de mi graduación. Milagrosamente, por motivos laborales, tuve que ir al Reino Unido y mi graduación fue justo el día después del asunto de trabajo por el que había viajado. Así que pude hacer el desplazamiento sin casi ningún gasto extra. Muchísimas gracias a san Josemaría.

RSS


Si desea enviar los favores que ha recibido por intercesión de san Josemaría, puede hacerlo escribiéndolos en el siguiente módulo

Para enviar favores

Nombre *


País


E-mail


¿Publicar? *
SI       NO

Código de seguridad *
 
Introduzca los números en el recuadro.

Mensaje *


  • Los campos marcados con * son obligatorios.
  • El código de seguridad sirve para evitar el envío de correo electrónico no deseado
  • Los datos recogidos en este formulario serán tratados de acuerdo con las normas de la legislación vigente. Serán utilizados exclusivamente para prestar el servicio solicitado. En ningún caso serán transferidos a terceros. El suscriptor del servicio puede consultar, modificar o anular los datos que ha facilitado.